El duelo entre el inspector Legrand y The Raven continúa

Publicado originalmente en UNDERmagazine el 21 de enero del 2015.

El duelo entre el inspector Legrand y The Raven continúa.

Al estudio King Art le gusta hacer grandes aventuras gráficas de corte cinematográfica. The Raven es su título mas ambicioso hasta ahora, en la forma de una aventura de 3 capítulos. Como siempre, presenta buena estética, genial doblaje, maravillosa banda sonora, una historia bien hilada… y su correspondiente gran cantidad de bugs de salida.

El duelo entre el inspector Legrand y The Raven continúa

El joven inspector Nicolas Legrand alcanzó la fama al terminar con el famoso ladrón conocido “The Raven” al dispararle durante uno de sus complejos robos. Aunque consiguió una gran fama y reconocimiento, él no está satisfecho: algo no cuadra, fue demasiado fácil. Años después, le llega una carta de aviso sobre un nuevo robo en el museo de Londres. El objetivo es una joya conocido como “El ojo de la esfinge”, y la firma un tal “R”. Acompañando la misiva de una pluma de cuervo, tal y como lo habría hecho su antigua adversario. Las dudas le asaltan y comienza una vez mas una persecución obsesiva de ese nuevo “Raven”. Mientras en el pasado The Raven era un ladrón caballeroso, famoso por sus complicados golpes, burlárse de la policía y jamás generar daños colaterales, su “heredero” hace gala de una extrema violencia, teniendo a la Interpol de los nervios. Está previsto que el Ojo de la Esfinge sea transportado desde Londres hasta El Cairo para una importante exposición, y se prepara un dispositivo policial internacional que acompañará a la valiosa propiedad en el Orient Express y posteriormente un barco desde Venecia hasta El Cairo, durante el cual intentarán capturar al nuevo ladrón.

El duelo entre el inspector Legrand y The Raven continúaPor supuesto, como es habitual en King Art el personaje que manejaremos no es el típico héroe. Legrand, protagonista de la novela interactiva (que se puede jugar de forma gratuita en la web del juego) que hace de prólogo, es solo un personaje coral. Nosotros nos metemos en la piel del pobre alguacil asignado al Orient Express por la policía suiza, un señor con una edad respetable y problemas de corazón. Anton Jakob Zellner es consciente de que ya le queda poco tiempo de servicio y le gustaría retirarse con una última actuación que resulte memorable, tal y como harían los héroes de sus novelas de misterio preferidas. Así comienza el viaje en Orient Express, donde cualquiera puede ser un sospechoso o un compinche del tal Raven. ¿Será el profesor del museo de Londres? ¿O el joven violinista? ¿Sabrá algo la rica señora que está encerrada en su habitación? ¿O quizás alguien del personal? Sea como sea, la famosa escritora de novelas de misterio que viaja a bordo del tren va a disfrutar como nadie de los emocionantes eventos que tendrán lugar.

El duelo entre el inspector Legrand y The Raven continúa

King Art marca un nuevo hito tras su trabajo en The Book Of Unwritten Tales. Maniene su estilo de realistas pero a la vez repleto de personajes caricaturizados, dándole un toque de humor. Obviamente en esta ocasión se trata de un trabajo mucho mas serio en el anterior, y el ambiente se trata en consecuencia. La música sinfónica acompaña muy bien a la acción, combinando temas rápidos con otros mas lentos e inquietantes. El sistema de control es el típico “point and click” que corresponde a la aventuras gráficas, para ir resolviendo puzzles y recopilando objetos en el inventario.

Por desgracia, este juego también ha heredado el típico aspecto negativo marca de la casa: si se busca una buena experiencia de juego mas vale esperar una temporada desde su fecha de lanzamiento, porque la terrible tendencia de que los objetos desaparezcan sigue allí. Hay que llevar múltiples partidas salvadas dado que es muy habitual que un objeto no se guarde correctamente en el inventario, como por ejemplo en una escena de laboratorio en la que perdí cerca de 30 minutos: Zellner recoge prueba de la mesa, esta desaparece de la superficie de la misma y al mirar el inventario no está allí, asi que cargar y repetir hasta que si que lo esté.

El duelo entre el inspector Legrand y The Raven continúaThe Raven es una buena aventura gráfica, con una historia entretenida y mas de una sorpresa. Quizás lo mas encantador es que no solo trabajamos desde el lado de la policía sino que también podemos encarnar al criminal durante algunas secuencias, permitiendonos disfrutar de varios puntos de vista y dándonos acceso a muchas mas información sobre cómo se planificaron y ejecutaron los robos. Como suele pasar con King Art merece la pena seguirlos, siempre que se les de un buen periodo de tiempo para que arreglen sus típicos bugs de lanzamiento.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s